Circo de quimeras

Circo de quimeras

“Circo de quimeras” es un homenaje a un joven poeta granadino llamado Pablo Benavente. El último poemario que ha escrito lleva también como nombre “Circo de quimeras”. Lo hice porque creo que es muy importante dar a conocer a las jóvenes promesas que están empezando en el complicado mundo del arte. Por eso pienso que debemos pujar por aquellos nuevos talentos que valen la pena. Es importante que la gente conozca a una nueva generación de artistas que nos cuentan historias increíbles y que no los conocemos por no ser los primeros en aquello que hacen. Y no son pocos, porque yo, con tan solo leer a Pablo Benavente, Diego Ojeda, Pedro Pastor, Elvira Sastre o Cristina Berzosa han conseguido que viera un poquito más diferente el mundo que pisamos.

Este lienzo es una crítica a todos esos circos que hacen espectáculos impresionantes con animales. Ojalá fuera llamar “circo” a un espectáculo sin elefantes pintados, sin tigres furiosos, sin caballos saltarines o sin perros con nariz de payasos. Que los animales no tengan la capacidad de razonar no quiere decir que se les tenga que explotar de esta manera. Es comprensible que la gente que se dedica a este tipo de espectáculos necesite ganar audiencia, pero ¿justifica el fin los medios? La audiencia se consigue con esfuerzo y con muchos ensayos, no por las actuaciones de los animales.

Es más espectacular que una persona sepa hacer cosas increíbles por él mismo a base de dedicación y esfuerzo, que el miedo de un perro a quedarse sin cena por no pasar por el aro.

  • Proceso

    Circo de quimeras

Marta BaladoCirco de quimeras

237 comentarios

Unirse a la conversación

Unirse a la conversación